José Luis Duarte Rivera José Luis Duarte Rivera Author
Title: El cuidado de las palabras
Author: José Luis Duarte Rivera
Rating 5 of 5 Des:
Es sorprendente el poder que tienen sobre nosotros los comentarios de ciertas personas, en especial de aquellas con las que mantenemos un v...
Es sorprendente el poder que tienen sobre nosotros los comentarios de ciertas personas, en especial de aquellas con las que mantenemos un vínculo afectivo.

Un comentario crítico, negativo o descalificador, dicho, inclusive, sin la intención de herirnos, puede amargarnos, deprimirnos, entristecernos y hasta marcarnos emocionalmente para el resto de nuestra vida. De allí la importancia que tiene el que tomemos conciencia del poder y el efecto que causan nuestras palabras sobre otros y, al mismo tiempo, sobre nosotros. Con ellas podemos influir en la actitud y el comportamiento de otras personas de forma positiva o negativa. Podemos animarlas, inspirarlas, fortalecerlas y empoderarlas para que tomen las riendas de su vida y busquen las herramientas o los recursos necesarios para conseguir sus metas personales, pero también podemos desanimarlas, desvalorizarlas, atemorizarlas y hasta agredirlas solo con un comentario y la emoción negativa que lo acompaña.

En la mayoría de los casos estamos acostumbrados a hablar sin ninguna conciencia de las palabras que usamos, de las frases o los comentarios que repetimos con frecuencia y del posible efecto que causarán en otros. Inclusive tenemos problemas de comunicación con algunas personas y, en lugar de revisar lo que les decimos y cómo lo hacemos, pensamos que ellas son las culpables de los conflictos que mantenemos. Cuando un desacuerdo o un malentendido se repite varias veces entre nosotros y otra persona, deberíamos, en lugar de culpar al otro, tomarnos unos minutos para reflexionar sobre lo sucedido, revisar lo que dijimos, la forma en la que lo hicimos y el tono emocional que nos acompañó en ese momento, porque así, tal vez, podríamos descubrir que somos parte de ese conflicto.

Para cuidar nuestras palabras:
  • Tómate unos segundos para pensar antes de hablar.Pregúntate siempre antes de hacer un comentario si con él vas a poder aportar algo a la relación o a la situación. No te dejes llevar por la emoción, el estrés o la ansiedad que puedas experimentar, aclara la mente y escoge la mejor manera de decirlo.
  • Serena tus emociones. La mayoría de las veces nos dejamos llevar por las emociones negativas al momento de expresarnos. La próxima vez que vayas a decir algo y te sientas un poco alterado, tómate un par de minutos para tranquilizarte, para pensar en lo que quieres decir y para escoger las mejores palabras para hacerlo.
  • Elige las mejores palabras. Cuando conoces y utilizas las palabras adecuadas para expresar lo que quieres transmitir, la comunicación se suaviza y logra su cometido. Así que aclara tu mente y escoge la mejor manera de decirlo. Evita utilizar malas palabras y averigua el sentido de cada una antes de usarla.
Maytte Sepulveda


About Author

Advertisement

Publicar un comentario

 
Top