José Luis Duarte Rivera José Luis Duarte Rivera Author
Title: Consejos para padres divorciados
Author: José Luis Duarte Rivera
Rating 5 of 5 Des:
El divorcio nunca es fácil ni para el hombre ni para la mujer, aún cuando sea de común acuerdo. Siempre está la sensación de fracaso y el du...
El divorcio nunca es fácil ni para el hombre ni para la mujer, aún cuando sea de común acuerdo. Siempre está la sensación de fracaso y el duelo propio por la pérdida. Pero cuando hay hijos de por medio, las cosas se complican aún más.

En estos casos lo que debe primar por sobre todas las cosas son los intereses de los niños y ambos padres deben tratar de minimizar y amortiguar lo más posible el sufrimiento de éstos. Pero lo cierto es que no siempre sucede así y que muchas veces, incluso sin darse cuenta, los padres ponen a los niños de rehenes. También suele suceder que los hombres se separan de sus hijos además de su esposa, no teniendo en cuenta el mal que les están haciendo a los niños.

Por ello, para tratar de no cometer errores comunes, algunos consejos:

1. No criticar ni desacreditar al ex delante de los niños
Es muy frecuente que en la furia, el enojo, la desilusión, etc., con que se afronta un divorcio, sobre todo, cuando las cosas no terminan bien; los padres despotriquen contra sus cónyuges y no se percaten que al hacerlo delante de sus hijos los hieren muchísimo. El respeto por el otro ante los hijos siempre debe primar, es importante que la figura materna y paterna sea buena para los hijos y que no se vea interferida o manchada por pensamientos negativos de uno u otro padre.

2. No utilizar a los niños como mensajeros ni espías

Muchas veces los padres suelen caer en el error gravísimo y muy perjudicial para los hijos, de ponerlos en el medio del conflicto y utilizarlos como mensajeros para que lleven y traigan información de una casa a la otra.

3. Dejarles en claro que el divorcio nada tiene que ver con ellos

Muchas veces los niños sienten culpa del divorcio de sus padres y es fundamental que el padre y la madre puedan transmitirles tranquilidad a sus hijos, haciéndoles entender que no tienen responsabilidad alguna en el asunto.

4. Pasar a la cuota alimentaria que corresponde
Muchos hombres sienten que al separarse de sus esposas y tener que pasarles dinero a sus hijos, están de alguna manera manteniéndolas a ellas. Sin embargo, la cuota alimentaria de los niños es un derecho de estos y según la legislación de cada país y el régimen de visitas, custodia o tenencia, es la cantidad de dinero que corresponde se pase a los hijos. Hacer trampa en este tipo de cosas, declarando ganar menos dinero del que se gana en realidad, etc., lo único que hace es perjudicar a los niños y abrir un campo de batalla en el que siempre los más perjudicados van a ser los hijos.

5. Respetar los regímenes de visitas
Sea cual sea el régimen de visitas (fin de semana, 4 días con uno y 3 con otro, etc.), es fundamental respetarlo y siempre ser puntual al ir a recoger a los niños, ya sea a la escuela, a la casa de su madre o a donde sea.

6. No realizar demasiados cambios en la vida de los niños

El divorcio ya de por sí es un cambio sumamente importante en la vida de los niños, como para a ello sumarle más cambios. Por ejemplo, en lo posible dejarlos en el mismo colegio y en la misma zona de residencia, para que puedan mantener su grupo de amigos, maestros, etc. Sino al trauma de la separación de sus padres, se le suman la pérdida de referencias y ello genera muchísima inseguridad.

Patricia Carambula
Fuente: Bello


About Author

Advertisement

Publicar un comentario

 
Top